Warning: A non-numeric value encountered in /var/www/html/wp-content/themes/Divi/functions.php on line 5483

Haciendo historia

El año 1867 se lo reconoce por la disputa del primer partido de fútbol en el país. Fue, más precisamente, el 20 de junio en el Parque Tres de Febrero, más conocido como los bosques de Palermo. En el sector delimitado por la avenidas Valentín Alsina y Sarmiento, próximo al Planetario Municipal, un monolito, que el Poder Ejecutivo Nacional en 1948 decretó Monumento Nacional, recuerda el acontecimiento.

La particularidad de este partido es que sólo se alistaron ocho hombres por bando, y que, para diferenciarse, usaron boinas rojas los unos y boinas blancas los otros.

Así queda la histórica crónica del primer partido de fútbol en nuestro país, aunque mucho antes este juego venía ganando adeptos y expandiéndose a través de los colegios anglosajones, a tenor de la creciente migración extranjera, en este caso particularmente británica. Pero antes de llegar a aquellos primeros partidos, nació el primer club de fútbol; el Buenos Aires Football Club.

Con el pasar de los años se vio acrecentando la fundación de clubes, especialmente de los colegios ingleses.

El fenómeno de esos años de reinado de Alumni, proveniente del English High School, ve aparecer a Racing Club, Boca Juniors, River Plate, Independiente, San Lorenzo de Almagro, Estudiantes de La Plata, Argentinos Juniors, Atlanta, Ferro Carril Oeste Huracán, Platense, Estudiantil Porteño, Tigre, Vélez Sarsfield, Chacarita Juniors, San Telmo, Defensores de Belgrano, Porteño y Barracas, que venían a sumarse a los ya acriollados y más antiguos como Quilmes Athletic Club, Banfield y Rosario Central.

El factor concurrente en la difusión y atracción del fútbol fue aportado por las visitas de equipos ingleses, que mostraron una práctica veloz y de gran concepción táctica, que contribuyeron a enriquecer el deporte.

En el interior del país se reconoce a Corrientes como gran impulsor de la práctica del fútbol, junto a Rosario y Córdoba. Mientras tanto se multiplicaban las localidades en el interior de la provincia de Buenos Aires, sin duda a favor de la creciente presencia del ferrocarril…

Para agosto de 1907 terminan los estudios definitivos del trazado de lo luego se llamaría el Ferrocarril de La Plata al Meridiano Quinto o Ferrocarril Provincial de Buenos Aires, que a partir del puerto y la ciudad de La Plata llegaba a Mira Pampa, en el límite provincial.

Comenzó a construirse en junio de 1909 y recién tres años más tarde se habilitaron los primeros 206 kilómetros de vías que llegaban a Saladillo Norte (ver Nace un Pueblo). En agosto de ese mismo año se inauguraron otros 36 kilómetros hasta Blas Durañona. Ya en 1913, quedó lista la tercera sección hasta 9 de Julio (66 km) y hasta KM 440, otros 132 km de rieles. El 7 de enero de 1914 quedó habilitada la última sección hasta Mira Pampa (113 km). Para ese entonces el Ferrocarril Provincial contaba con 553 km de vías, material rodante y equipamiento para 31 estaciones.